Disponible en descarga gratuita Cuadernos de Viaje - Oriente Próximo, el libro con nuestras aventuras en Jordania, Siria e Israel.

miércoles, 21 de enero de 2009

Sungin

La semana antes de la navidad fue la semana de los "reyes magos" en casa. Más para mí que otra cosa y más pagados por mí que otra cosa, pero me hicieron la misma ilusión que a un niño pequeño, de hecho casi más porque sabía lo que era.

Este año ha sido el de la "miniaturización". Si el año pasado compramos un ordenador de sobremesa cargado de todo, que empezó a dar problemas en octubre y todavía estamos mirándonos con desconfianza, este año lo que ha llegado es un netbook, ultraportatil, miniportatil, llamadlo X. El Sambsung NC10. Sólo puedo decir que es una maravilla, una de las mejores compras que he hecho nunca.

Cierto que sólo lo tengo desde hace un mes, pero le he hecho ya bastantes perradas. Ha venido con nosotros a Italia, a Nueva York y a Palma de Mallorca, viajando en la mochila y soportando desde los 10 grados bajo cero de la calle en NY hasta la temperatura un poco exagerada de la habitación del hostal (con el frío que hacía fuera había que recuperar). Pesa poco más de un kilo y es más pequeño que un DIN A4. No es la potencia hecha procesador pero tiene todo lo que debe tener, llegando a reproducir vídeos en HD sin problemas. Además tiene una autonomía de ¡8 horas! Una maravilla. Se ha conectado a internet en todos los museos de NY, a las redes abiertas de los vecinos, en la pensión de Palma. Estoy encantado con él.

La otra compra que llegó fue la Lumix FX-35, el nuevo cuerpo de Niki. Lumix es la marca fotográfica de Panasonic, con lentes Leica. Una cámara de fotos también de las más pequeñas que hay. Con un gran angular de 25 mm, lo que le permite abarcar en una única foto grandes panorámicas, grupos de gente, etc. Además graba vídeo en HD, para que no volváis a quejaros de la calidad de los vídeos del móvil. Ahora sólo falta saber cómo subirlos a YouTube sin que los estropee, porque son muy pesados.

Los viajes a partir de ahora ya no serán lo mismo. En NY nos sorprendimos pensando en cómo habíamos viajado antes sin el ordenador para mirar horarios, mapas, distancias,...

9 comentarios:

Masmi dijo...

Ese cacharro es una maravilla, y con todo lo que os movéis vosotros os va a venir fenomenal para llevarlo a todas partes :-)

conxa dijo...

8 horas??? ostras, el "enano" como dura eh??

Sí que os va a ser de gran ayuda, vosotros sois de los que le sacareis el máximo rendimiento a ambas cosas.

anselmo dijo...

El portatil solo lo uso para currar. Y me niego a currar en casa...tengo uno y solo lo usa mi peke

JAAC dijo...

Eso es Masmi: una maravilla. De hecho ya conozco (y tú también) a dos que se han comprado uno igual :-)
No te das ni cuenta de que va en la mochila y cuando lo necesitas te salva.

JAAC dijo...

Ya te digo Conxa, un campeón! Por cierto, qué pasó con el portátil que quería tu hija? fue ultraportatil o la convenciste de que pa'qué?

Los vamos a dejar exprimidos. Además Sungin lleva lector de tarjetas SD integrado, que es el tipo de tarjetas de la cámara. Vamos, que se hablan muy bien :-) y en el mismo idioma!! ¡JAPONES!

JAAC dijo...

Anselmo, te aseguro que yo en casa tampoco curro :-) y en mi nueva y flamante adquisición menos todavía. Está para no perderse, escribir el diario y ver alguna película si nos aburrimos.

conxa dijo...

jAAC, al final les compre uno a cada uno, pero portatil normal, tambien Samsung, según Masmi era buena adquisición.Yo hibiera preferido uno mini, pero ya sabes, caballo grande ande o no ande....jejeje

JAAC dijo...

En realidad hay portátiles convencionales por el mismo precio que uno mini. Dependiendo del uso que se les quiera dar hay que elegir. No siempre por ser pequeño es mejor ;-)

BIRA dijo...

Uno así me vendría a mí genial para cuando viajo sola (si voy acompañada intento estar alejada de los ordenadores, como si tuvieran la peste), porque mi portatil es enorme. La cámara también me parece una buena adquisición. Soy una fanática absoluta de las cámaras compactas y todavía me alucina que en tan poquito cacharro puedan meter tanta cosa y que las fotos salgan tan geniales como salen.

Que los disfrutes muchísimo!