Disponible en descarga gratuita Cuadernos de Viaje - Oriente Próximo, el libro con nuestras aventuras en Jordania, Siria e Israel.

miércoles, 29 de abril de 2009

Ofertas de viaje

La situación actual en la que la gente tiende a gastar menos dinero, unos directamente porque tienen menos, otros porque los bancos han dejado de prestárselo y otros simplemente por miedo, ofrece nuevas oportunidades.

Las compañías de viajes, sobre todo las de internet que son las que más conozco, no hacen más que lanzar ofertas constantemente. "Sólo hoy y mañana" que pasado se convertirá en un "Prorrogado hasta mañana". He llegado a recibir ofertas para pasar el puente en Canarias una semana por ¡poco más de 200 euros por persona! Pero ahora la duda está en: ¿comprar los billetes con antelación para que salgan más baratos, o esperar al último momento en el que las compañías decidan que es mejor ganar la mitad que nada?

He visto esta discusión en varios foros del tema y la verdad es que los viajeros "profesionales" empiezan a dejarse llevar por el momento: no tengo un sitio al que ir así que iré a cualquier parte. Si tienes un destino y unas fechas definidas tal vez no sea lo mejor esperar, puede que no encuentres lo que buscas en el último momento, pero si hay libertad... También depende de la forma de viajar. Si buscas un viaje organizado es la panacea. Gran cantidad de ofertas son relativas a viajes completos así que no hay ni que preocuparse, comprar, salir y disfrutar. Los viajeros por cuenta propia, los que se alejan de grupos y recorridos "oficiales" pueden beneficiarse o no, en función de su organización. Los que estudian el terreno, reservan alojamientos, trazan itinerarios, hacen planes en una palabra no pueden aprovecharse de las ofertas de última hora (a no ser que tengan recorridos para todas las partes del mundo y una agencia de reserva de alojamiento propia). Pero los viajeros aventureros, los que llegan al país con la primera noche de hotel (normalmente hostal) y el tiempo por delante para ir a donde sea pueden disfrutar.

Nosotros somos de éste último grupo. Para viajar sólo hace falta un billete de avión que te lleve al país, una mochila con lo que vayas a necesitar (más bien poco, que siempre hay lavanderías y todo pesa) y a correr. Cada día es una aventura en la que hay que decidir a dónde ir y conseguirlo o no, pero se trata de disfrutar no sólo lo que se ve, también lo que se vive.

Aunque lo mismo esta vez nos hemos pasado un poco...

4 comentarios:

Masmi dijo...

Ya sabes que yo también soy mas de ir a mi aire. Asi que cuando ya se las fechas en las que voy a viajar y el destino decidido, compro los billetes y comienzo a organizarme por mi mismo.
De momento todavía no se como tendré las vacaciones este año, así que todavía no he comenzado a organizarme el viaje.
Ya nos contaras que tal os va en esta nueva aventura ;-)

conxa dijo...

yo soy un poco hibrido en esto, voy a mi aire, pero no tan "al aire" como vosotros, el vuelo y el alojamiento lo tengo preparado desde aquí, lo demás sobre la marcha.

Y ya sabes que este año me toca Berlin, y ya lo tengo medio, medio.... pero tampoco aprovecho ofertas, porque eso sí, el tiempo lo tengo cerrado del todo.

JAAC dijo...

Lo sé Masmi, nosotros cada vez somos más "vagos" para la parte de la organización y dejamos todo para la improvisación :-O

En esos casos lo importante es asumir que verás lo que se pueda y lo que no, pues no. No se puede uno llevar un berrinche por no ver algo si no lo lleva un poco preparado, pero la aventura del día a día es otra experiencia.

JAAC dijo...

Eso es lo malo Conxa, cuando las fechas son fijas y sabes dónde quieres ir tampoco se puede esperar hasta el último momento. Si no tienes un destino fijo siempre queda ir a donde más barato sea en ese momento, pero puede que no haya ningún destino que te atraiga especialmente en ese momento.

Teniendo a Masmi organizar un viaje a Berlin es bastante sencillo, es un pozo de sabiduría berlinés ;-)

Recuerdo estar en un hotel de Franckfort por trabajo "robando" wifi mientras chateaba con él y elegíamos un apartamento para reservar en Berlín a tres bandas. De hecho, él estaba también fuera por trabajo "robando" otra wifi! jajaja